17 junio 2009

La odisea de innovar en e-learning


"Yo fui despedido de muchas escuelas y tuve muchos problemas cuando trabajaba en el Ministerio de Educación argentino por estar en contra de ese modelo.", quién valientemente se expresa así es Lucio Margulis, en entrevista para la Vanguardia. El modelo al que hace referencia es el del profesor que dice “yo sé y ustedes no saben”, y el juego queda reducido a los recreos.

Y, es que INNOVAR es en sí misma una tarea emprendedora. Debemos evitar que nuestros sistemas educacionales y la sociedad toda, promuevan la homogeneización de unos modelos que castiguen lo diferente, lo marginal. Y, ni que decir el entorno empresarial. No basta con añadir la denominación 2.0 a plataformas, metodologías y cursos online, cuando no hace mucho, tachábamos de Friki a quién nos sugirió utilizar una red social para la gestión del conocimiento o el intercambio de buenas prácticas, o nos descubrió las posibilidades que ofrecía, bien aplicada, la MediaWiki.

Se está promulgando un nuevo modelo de INNOVACIÓN ABIERTA, que gestione los procesos de innovación de organizaciones donde está surgiendo la necesidad de abrir sus procesos de innovación y combinar tecnologías y conocimiento, desarrollados interna y externamente, con el objetivo de crear mayor valor añadido y seguir siendo competitivas.

Y, además es una necesidad en sí misma, cuando rechazamos el talento, la visión, y la innovación que surge de dentro de la organización y, sólo aceptamos esas ideas cuando no tenemos más remedio o por que nos llegan desde fuera.

¿Se puede aprender a INNOVAR? No sé si existe una fórmula basada en la IMAGINACIÓN, LA CREACIÓN y la INNOVACIÓN, que en Marzo expuse en la Conferencia: "Mash-ups. Aplicaciones educativas en Mundos Virtuales" basada en el lema del año europeo 2009. Lo que si puedo asegurar es que no se trata de saber COPIAR y PEGAR, por muy bien que se haga. Y, puedo asegurar que existen organizaciones con auténticos especialistas en esta habilidad. Por mucho que trabajemos y promulguemos un conocimiento compartido, y creaciones colaborativas, no es esta una competencia digital loable de ser adquirida si queremos alcanzar la INTERSECCIÓN del EFECTO MEDICI.

La denominación de Efecto Medici fue propuesta por Frans Johansson en The Medici Effect: Breakthrough Insights at the Intersection of Ideas, Concepts & Cultures, como una metáfora de la explosión de innovaciones disruptivas en lo tecnológico, lo económico y lo social.

La intersección es el punto donde conceptos establecidos se encuentran, conectan, chocan y combinan. La intersección es un estado deseable, que permite crar notables innovaciones y el surgimiento de ideas que abren nuevas posibilidades.

La CREATIVIDAD HIBRIDA, podría resultar ser una competencia digital deseable. Las herramientas tecnológicas están ahí, mirémoslas con los ojos de la creatividad y, atrevámonos a emprender nuevos caminos de aprendizaje. No es cuestión de la etiqueta 2.0, ni 3.0, ni 3D, pero estas estarán asociadas a herramientas que hoy por hoy, están a nuestro alcance, invitándonos a reflexionar con nosotros mismos, con el conocimiento colectivo y, con los demás. TODA UNA ODISEA.

De todos estos temas tendré oportunidad de hablar el 24 de junio en Valladolid en el marco de las IX Jornadas de Promotores de Formación Continua / III Jornadas E-Learning en la Administración Pública, a las 11.30 en la Sala 1: "Mundos Virtuales".

2 comentarios:

SoLeTe dijo...

Allí estaré!! :D

Cleo dijo...

Muy buenas ideas! És eso mismo! Innovar és siempre una odisea y un "desafio" (a challenge)!
Congrats, amiga!

Publicar un comentario

¡Gracias por tus aportaciones!

 

ELEARNING3D | Copyright 2009 - Designed by Gaganpreet Singh adaptado por Ruth Martínez